Alba, Arad, Argeş, Bacău, Bihor, Bistriţa-Năsăud, Botoşani, Brăila, Braşov, Buzău, Călăraşi, Caraş-Severin, Cluj, Constanţa, Covasna, Dâmboviţa, Dolj, Galaţi, Giurgiu, Gorj, Harghita, Hunedoara, Ialomiţa, Iaşi, Ilfov, Maramureş, Mehedinţ, Mureş, Neamţ, Olt, Prahova, Sălaj, Satu Mare, Sibiu, Suceava, Teleorman, Timiş, Tulcea, Vâlcea, Vaslui, Vrancea
Rumania un destino de vacaciones perfecto
Home » Drobeta -Turnu Severin

Fișier:Actual Turnu Severin CoA.png Drobeta-Turnu Severin

Drobeta-Turnu Severin es una ciudad y también la capital del distrito de Mehedinţi, en la región del Banato, Rumania, en la orilla derecha del Danubio, por debajo de las Puertas de Hierro.

Drobeta, en latín Drubetae antigua ciudad de la provincia romana de la Dacia Superior, es la actual ciudad rumana de Drobeta-Turnu Severin, situada en la orilla izquierda del Danubio.

Llamada Drobetae por los romanos, tomó el nombre de Turnu Severin, o la Torre del Norte, una torre en la orilla septentrional del Danubio construida por los bizantinos, que fue erigida en un cerro rodeado por un profundo foso. Fue construida para conmemorar la victoria sobre los galos y los marcomanos por el emperador romano Septimio Severo (222-235).

Próximo a Turnu Severin están los restos del famoso puente de Trajano, el más largo de la época imperial, construido en el 103 por el arquitecto Apolodoro de Damasco. El Danubio tiene unos 1.200 metros de anchura en este punto. El puente se compone de veinte arcos soportados por pilares de piedra; sólo dos son aún visibles con el caudal bajo.

Tras la retirada de la administración romana de Dacia, la ciudad fue conservada bajo ocupación romana como cabeza de puente en la orilla septentrional del Danubio (siglos IV - VI).

Destruida por los hunos en el siglo V, fue reconstruida por Justiniano I (527-565). En la Edad Media, es cuando cambió el nombre por el de Turnu Severin y llegó a ser el centro político del banato de Severin (siglo XIII). Fue reclamada y perteneció sucesivamente al reino de Hungría y al de Valaquia, y se apropió de ella el Imperio otomano en 1524. Ya bajo ocupación otomana, la administración del territorio fue movida al oeste de Oltenia, y se centró en Cerneţi.

Tras librarse el Danubio del control otomano, como consecuencia del Tratado de Adrianópolis en 1829, se decidió urbanizar la ciudad actual, con un riguroso programa (1836), y también el puerto (1858). La construcción de factorías industriales espoleó la reestructuración de la ciudad.

Experimentó crecimiento en múltiples niveles (económico, urbanístico y social), y en 1972 recibió el nombre de Drobeta-Turnu Severin. En 1992, el primer documental que la mencionó, conmemoraba sus 1.870 años.